viernes, 8 de marzo de 2013

Boniatos


...y de postre ¿qué ponemos hoy?
Este postre es muy invernal, yo lo pongo sobre todo el día 8 de diciembre, pero no dejo de recurrir a él siempre que viene mi hermana a casa pues se pirra por él, y a mí me gusta hacerle la vida feliz a los demás; se puede servir solo con miel, pero con frutos secos y un poco de almíbar de su propia cocción resulta magnífico.
Espero que os guste.


Ingredientes
  • 2 Boniatos grandes
  • La cáscara de 1 limón
  • Canela en rama
  • Unos clavos de olor
  • Unos granos de anís
  • Azúcar
  • Nueces picadas
  • Pasas de Corinto
  • Arándanos.

Preparación
  • Lavar bien con un cepillo los boniatos.
  • Poner en agua (suficiente para cubrirlos), aromatizándolos con la cáscara de ½ limón, un trocito de canela en rama, 6 clavos de olor, 1 c/p de anís en grano.
  • Cocer a fuego suave hasta que estén tiernos (esto depende del tipo de boniato, aproximadamente 20 minutos).
  • Una vez cocidos, los dejaremos enfriar y los cortaremos a rodajas de 1 cm de grosor. 
  • Con el agua de cocción, haremos un almíbar ligero con un poco de azúcar al gusto.

Emplatado
  • Poner las rodajas de boniato en una fuente de servir, y lo cubrimos con unas nueces troceadas, los arándanos y las pasas de corinto, rociándolos con un poco del almíbar obtenido de la reducción del agua de cocción.
  • Opcionalmente se puede sustituir el almíbar por miel.