sábado, 30 de noviembre de 2013

Cabello de Ángel

El cabello de ángel o dulce de calabaza, es un dulce elaborado con las fibras caramelizadas de la pulpa de la cidra cayote y azúcar en igual proporción de peso, piel de limón y canela en rama para aromatizarlo.
El cabello de ángel se elabora mediante cocción de la pulpa de la calabaza de cidra o almizclera, cuya carne es jugosa, blanca y fibrosa, con azúcar hasta que se deshace en unas hebras finas de color amarillo dorado, que se asemejan a una cabellera rubia enredada, de ahí su nombre.
El dulce resultante, que consta de filamentos delgados de color blanco transparente o ligeramente dorado, se emplea como relleno para pasteles, tartas, o empanadillas dulces.
Este dulce tan tradicional es tan fácil de elaborar, como difícil de encontrar la receta en ningún libro de repostería o confitería.
Por eso yo siempre recurro a mi madre, que tiene unas manos divinas y cocina como los ángeles, fue ella la que me enseñó esta y otras muchas recetas, de las que hoy quiero compartir con vosotros su maravilloso buen hacer en la cocina.


CABELLO DE ÁNGEL

INGREDIENTES

  • 1 Calabaza cidra
  • azúcar, el mismo peso de la cidra una vez cocida y bien escurrida sin piel
  • 1 trocito de piel de limón
  • 1 trocito de rama de canela
  • 1 chorrito de agua.

ELABORACIÓN

  • Lavar bien la calabaza y cortarla en dos por la mitad, ponerla a cocer con abundante agua hasta que esté completamente tierna la pulpa, la piel estará aun dura. 
  • Sacar la pulpa con una cuchara, raspando bien la piel toda la pulpa dejándola lo más limpia posible, e ir poniéndola en un colador para que escurra. 
  • El agua de la cocción, la piel y las pipas se desecharán una vez hayamos sacado toda la pulpa. 
  • Una vez bien escurrida, la presionaremos para dejarla lo más seca posible, sacaremos las hebras de la cidra para que quede bien suelta. 
  • Pesar la cidra y poner la misma cantidad de peso en azúcar. 
  • Poner el azúcar en una olla con el trocito de canela y la piel de limón, añadir un chorrito de agua para ayudar a que se diluya fácilmente. 
  • Agregar la cidra y cocer a fuego medio, hasta que se seque completamente sin que llegue a caramelizar el azúcar. 
  • Una vez cocinado el cabello de ángel, lo podemos guardar bien tapado en el frigorífico, conservándose en buen estado durante varias semanas. 
  • Al ser una confitura lo podemos envasar en tarros de cristal y proceder a esterilizarlo como lo haríamos para una mermelada, con lo que se conservaría durante meses.