Ir al contenido principal

Esta semana en DBM

Spaghetti con Judías Verdes y Coles de Bruselas

Hace un par de semanas me sucedió un hecho insólito, gané un sorteo en Instagram, algo para mí excepcional, ya que nunca he ganado nada de nada, ni tengo suerte en el azar, de hecho es que no participo jamás en concursos, ni sorteos, por lo que me pareció curioso contarlo, ya que para una vez que juego, ¡voy y gano! 😄 Tan solo tenía que decir cual era mi pasta favorita, y como ¡adoro la pasta! pensé que estaba chupado; entonces surgió el dilema “To be, or not to be, that is the question”, parece mentira que una cosa tan simple como definir lo que me gusta, se convierta de repente en un quebradero de cabeza, y es que me gusta tanto La Pasta que decantarme solo por una resulta complicado.  Gracias a que Pastas Romero, los organizadores del sorteo, lo pusieron fácil acotando las posibilidades entre sus seis variedades de Spaghetti, lo supe al instante ¡menos mal!, pues ya me veía sin poder participar por no decidirme a tiempo 😅 El hecho es que fui seleccionada junto a otros nueve afor…

Mermelada de Ciruela con Cardamomo y Canela

mermelada-ciruela-cardamomo-canela

¿Que tal os ha ido el verano? A mí no me ha ido mal, dentro de lo absolutamente previsible, ya sabéis, playa, amigos, cenas familiares, etc. 
Comienzo Septiembre, regresando tras unas semanas de "descanso" en las que no he dejado de cocinar; vengo con algunos cambios, ya veis, he renovado el Blog un poco, ya me contaréis que os parece. Y para empezar con buen sabor de boca, os enseño uno de los bocados dulces más deliciosos, que he cocinado este verano.
Hace años que no preparaba una mermelada tan buena como la que os traigo hoy, y no solo por la materia prima, las ciruelas que he utilizado son del único ciruelo que tiene mi padre en su pequeño huerto ecológico; es un árbol joven, y esta ha sido su primera cosecha; también por el toque especiado que hace de esta mermelada una auténtica délicatesse.

ciruelo-ciruelas


Este ciruelo, anteriormente era un albaricoquero, que tuvimos que trasplantar por problemas de infraestructura, y que dejó de dar los deliciosos albaricoques que nos regaló durante años; mi padre pensó que podría salvarlo, pero no fue así, aunque el árbol arraigó nunca volvió a  dar fruto, y la única alternativa posible de aprovecharlo fue injertar un vástago de ciruelo que le proporcionó un vecino; tras varios años de espera, muchos mimos y cuidados, por su parte, por fin este año la cosecha ha sido magnífica, y además de comer ciruelas a todas horas, quise emplear unas cuantas en hacer unos tarros de mermelada en dos versiones distintas, mermelada clásica y mermelada con especias, para disfrutarla durante los meses de otoño e invierno próximos.

mermelada-ciruela-mesa

Ya me conocéis, en la cocina me gusta improvisar con lo que tengo a mano, y en cuestión de especias las utilizo con mesura, pero mi despensa suele estar bien provista de ellas. Así que aprovechando que tenía un frasco de cardamomo que me regaló mi Pepita, quise dar salida a unas cuantas semillas, lo utilizo muy de tarde en tarde, y a excepción de poner alguna que otra vez un poco en cremas de verduras o en mi delicioso Pollo al Curry, no lo utilizo más que en algunos de mis dulces caseros como los Donuts o los Membrillos en Dulce.
El modo de elaboración es exactamente el mismo para ambas, solo que una lleva especias y la otra no, por lo demás he utilizado las mismas cantidades de ingredientes y el mismo tiempo de cocción.
Si os parece os explico como la he hecho y así me comentáis si os gusta. ¿Comenzamos?


INGREDIENTES
  • 1,500 kg de Ciruelas ecológicas (1,250 kg limpias y sin hueso)
  • 635 gr de Azúcar
  • 2 Limones pequeños ecológicos
  • 6 vainas de Cardamomo
  • 1 rama de Canela
mermelada-ciruela-mise
 ELABORACIÓN
  1. Lavar, escurrir y secar las ciruelas.
  2. Partir por la mitad y quitar el hueso, que desecharemos.
  3. Trocear las ciruelas y ponerlas en una cacerola amplia. 
  4. Añadir el azúcar y el zumo de los limones, junto con las especias (la canela troceada y las vainas de cardamomo abiertas, que pondremos en un filtro especial para infusiones)
  5. Mezclar y poner a fuego fuerte, para que el azúcar se haga líquido. Cocinar durante unos diez minutos, removiendo con una espátula para que no se pegue al fondo.
  6. Mientras tanto, introducir los frascos en abundante agua para esterilizarlos, y llevar a ebullición, hervir unos minutos, apagar el fuego y dejar que se enfríe un poco el agua antes de sacarlos. Escurrirlos y secarlos exhaustivamente.
  7. Triturar ligeramente, si se desea una textura más fina, continuando la cocción unos 15 minutos más, comprobando el punto de espesor, estará cuando la mermelada cubra el dorso de una cuchara y al pasar el dedo, se quede un surco marcado.
  8. Retirar el filtro con las especias y desechar.
  9. Rellenar los frascos, con un cacillo, hasta el borde, con cuidado de no quemarse y evitando mancharlos por fuera.
  10. Tapar inmediatamente y dejar bocabajo, hasta que se enfríen, para conseguir que se haga el vacío.
  11. Etiquetar y dejar en un sitio fresco y seco al menos quince días antes de consumir la mermelada.
mermelada-ciruela-pasos



mermelada-ciruela-2

mermelada-ciruela-clásica














Quiero agradeceros vuestro paso por este rinconcito de la cocina de nuestra casa.
Todo lo que comparto lo hago sin interés ni ánimo de lucro, y siempre pensando en haceros la vida lo más feliz posible. Espero que os haya gustado, y que no os marchéis sin dejar un comentario con vuestra opinión o sugerencia.
¡¡Gracias!!